Social Icons

Featured Posts

lunes, 9 de noviembre de 2020

Crónicas: Seminci 2020 (Palmarés)

Por Paulo Campos


Termino con el resultado del sorteo de premios por parte del jurado, porque muchas veces tal cual parece. Una vez más, se ve que no tenían película suficientes para premiar que tuvieron que dar tres premios, tres ,a la húngara Preparations to be together for a unknown period of timeque se hizo con Mejor película, actriz (que fue a parar a Natasa Stork, que como dije era bastante predecible) y nueva directora para Lili Horvát. Vamos, una de las que tenía olvidadas y va y arrasa... En fin.

La que sí me gustó más ver premiada fue Gaza mon amour, que se hizo con la Espiga de plata, vamos, la segunda mejor película, y mejor guión. El premio a mejor dirección también lo compro, porque Aurel y su Josep merecían estar en el palmarés, e Iván Ostrochovsky por Servants era uno de los mejores en la sección oficial. Ambos compartieron ex-aequo el premio a mejor dirección.

domingo, 8 de noviembre de 2020

Estrenos España: 6 noviembre 2020

6 NOVIEMBRE 


SOLE

Ficha IMDB

Crónicas: Seminci 2020 (IV)

 Por Paulo Campos


El viernes cerró las proyecciones en el Calderón la eslovaca Servants de Iván Ostrochovsky, otra maravillosa foto en blanco y negro (no sé si esta convenció más a Pumares) para tratar a modo de película de terror (y qué terror) el conflicto que se vivió dentro de la Iglesia Católica en la Checoslovaquia de finales de los 70, cuando la facción de la curia que apoyaba al gobierno comunista se enfrentaba a los que no admitían la inclusión gubernamental en sus decisiones y enseñanzas. Un conflicto político que incluye asesinato, represión, delación, … Una muy buena película para cerrar los visionados, que es sin duda una de las grandes europeas del año; y por segundo año una película eslovaca me deja las mejores sensaciones del certamen (el pasado año Let there be light me pareció de largo la mejor película que se pasó en la Seminci junto con Honeyland, claro). He visto en mi vida dos película eslovacas, voy a tener que ponerme en serio con ese país. La última peli a competición era la china The cloud in her room de Zheng Lu Xinyuan; y vale que es verdad que ya llegas un poco exhausto a su visionado, pero es que no entendí absolutamente nada. Me confundía los personajes y no sabía qué coño me querían contar y la verdad me resulta muy incómodo. Es como ver un programa de Iker Jiménez, que tú ves que el tío habla muy seguro de cosas muy serias ,y tú no puedes evitar verlo con un gorrito con una hélice y nariz de payaso. Pues eso, una muchacha que tuvo un novio que era regular, un tipo que coincide con ella en el colegio de la hermana y que ve reflejado en él a ese chico (esto lo deduje porque los dos tenían pelo largo y coleta siendo los dos únicos chinos del mundo que la tienen), el padre que vive con su nueva mujer, la madre borracha, y plano de pelo de coño para que veamos lo moderna que es la directora. Pues vale.

miércoles, 4 de noviembre de 2020

Crónicas: Seminci 2020 (III)

 Por Paulo Campos


Ya mitad de semana y llegaba la película de Uberto Pasolini, Nowhere Special, cuya sinopsis me echaba para atrás que no veas. Un padre enfermo terminal y con trabajo precario debe  decidirse por una familia de las que le presentan los servicios sociales para que en un futuro inminente se hagan cargo de su hijo pequeño. Vamos, que me esperaba lo más lacrimógeno desde la presentación de cualquier concursante random de La Voz. Y no me equivoqué, o sí. La película es de lágrima más fácil que un fracaso escolar en La isla de las tentaciones, sí, por su propia concepción. Pero es verdad que la sencillez, y el no cargar demasiado contra los personajes ayuda a superar el trago y salir, la verdad, con un buen sabor de boca por lo que acabas de ver. No es ninguna maravilla, pero James Norton como el padre no abusa de efectismos, ni Pasolini (suena raro eso de película de Pasolini, pero es el apellido del pavo, qué le voy a hacer) se pasa de telefilmero. Se sabía que no iría mucho más allá en el palmarés, pero el público sí que disfrutaría de su visionado. La otra película de esa mañana era la maravillosa Gaza mon amour de los hermanos Hasser, de la que ya hable, y muy bien, en Toronto. Y que, sorprendentemente para mí, no entusiasmó demasiado a la prensa de Valladolid (una crítico sesudo con acento italiano dijo “no me gustó porque no representa fielmente la situación en Gaza”, demostrándome que por muy sesudo que seas y por mucha carrera que tengas a la espalda no significa que entiendas la película que acabas de ver). Hablando de críticos sesudos, volví a tener cerca este año a ese veterano crítico, cuyo nombre diré en televisión con la voz distorsionada y con peluca en un plano a contraluz bajo un cheque millonario, y que se duerme en todas las putas sesiones a las que va. Eso sí, luego no falta en la revista mensual de turno (pista gratis, porque puede ser alguna de las tres que hay) su crítica sobre la película que no vio ni cinco minutos. Ale, entrañas mafiosas de la crítica cinematográfica destapadas.

Estrenos España: 30 octubre 2020

 

30 OCTUBRE


SHE DIES TOMORROW

Ficha IMDB

Crónicas: Seminci 2020 (II)

Por Paulo Campos 


Es desde el domingo cuando el Calderón se convierte en la casa de la prensa durante las mañanas, es desde el domingo que Don Carlos Pumares llega todos los días el primero, a eso de menos cuarto, y repite TODOS LOS DÍAS, aquello de “mi asiento es en la fila seis que es la ocho” (las dos primeras son A y B) a la amable acomodadora. Un clásico (este año lo escuché protestar poco). Así que empezó la canadiense Puppy Love a abrir fuego en la sede del festival. Se trata de una especie de Forrest Gump de los barrios bajos, que desde el jacuzzi de una piscina pública, cuenta como un discapacitado psíquico se enamora de una prostituta y de cómo logra salir adelante en una mundo plagado de droga, chusqueros narcos o un hermano que le mola eso de estampar caras ajenas. Tiene un toque a ensoñación y un humor acertado, pero poco más. Y dos interpretaciones desequilibradas, si bien Hopper Penn (hijo se Sean, sí) está estupendo y creíble, Paz de la Huerta está insufrible en su papel de prostituta morritos. Michael Maxxis, director, dice que su película es un 83% basada en hechos reales y el resto inventada y exagerada, espero que en ese 17% esté la interpretación de esta señora. Después de la inmersión en los bajos fondos, Vadim Perelman nos traía una sobre el Holocausto. Este hombre, la alegría de la huerta, ya nos trajo la depresiva House of Sand and Fog hace unos años, ahora os cuenta en Persian Lessons como un joven judío se inventa una nacionalidad persa para salvarse, que le vale para que un oficial alemán quiera aprender el farsi. La película, académica como ella sola, se basa en como el chaval se inventa el idioma y el pavo del alemán traga con todo. Si compras la premisa, pues hasta puedes disfrutar de la película. Si no, se hace bola fijo. Pero vamos, si la peña compró la de La vida es bella, creerte que una alemán que quiere viajar a Teherán no sabe que se la están colando con un simple “hola” en farsi, pues mira, da gusto ver el nivel de ingenuidad que llegas a tener. La peli tiene pinta de esas que si Alemania las escoge puede hacerse un hueco entre las nominadas al Oscar (no este año, que ya no entra). Sobre todo, porque Nahuel Pérez Biscayart (el nuevo Daniel Brühll) lo da todo en varios idiomas.

martes, 3 de noviembre de 2020

Crónicas: Seminci 2020 (I)

 Por Paulo Campos


Hacer hoy en día un festival de cine presencial es poco menos que una heroicidad. Las cuotas de aforo en los cines son ínfimas y las condiciones del estado no son, desde luego, las adecuadas para plantarte en otra ciudad a hacer eventos sociales. Pero ahí tenemos al Festival de Valladolid, en su 65 aniversario y con aforos del 30% (sí 30%) en los pases. Así tenía como mi compañero de fila en el cine al menos cuatro asientos de distancia y vacías las filas anterior y posterior. Si eso no es un cine seguro, que venga Fernando Simón y lo vea. Me gusta venir a este festival porque la sección oficial, a pesar de heredar muchas veces películas que ya pasaron por otros festivales, siempre suelen tener una calidad mínima destacable (siempre hay excepciones, aún recuerdo el bochorno del pasado año de Hombres de piel dura) y aunque es complicado encontrar la PELÍCULA REDONDA, siempre encuentras cine interesante.

 
 
Blogger Templates